Nuevo cometido para los agentes de la UPA en Huesca

Nuevo cometido para los agentes de la UPA en Huesca

Agentes de la Unidad de Policía Nacional Adscrita (UPA) al Gobierno de Aragón realizan desde el pasado mes de junio inspecciones en barrancos, ascensiones a cumbres y vías ferratas de la provincia de Huesca.

Estas inspecciones se realizan con el objetivo de que se cumpla con toda la legislación que el Gobierno de Aragón tiene vigente sobre turismo activo, en aras a mejorar la seguridad en el medio natural, con especial atención al Plan de Ordenación de Recursos Naturales del Parque Natural de la Sierra y Cañones de Guara, ámbito o territorio donde de manera más visible trabajan las empresas de turismo activo.

Según explican miembros de la UPA en Huesca “de forma previa al comienzo de la labor de campo se mantuvieron reuniones entre responsables de la Unidad de Policía y la Dirección Provincial de Turismo. Posteriormente, se celebraron varias entrevistas con las distintas asociaciones de empresarios de turismo activo que estuvieron completamente de acuerdo con que se llevaran a cabo estas labores y manifestaron su total colaboración en todo lo que se les requiriera con el objetivo  de acabar con el intrusismo profesional”.

En el Parque Natural de la Sierra y Cañones de Guara los agentes se personan en las cabeceras de los cañones y revisan que los grupos de barranquistas lleven el material adecuado para la actividad a desarrollar y cumplan con las ratios máximos de personas y de tiempos a que obliga el Plan de Ordenación del Parque Natural.

En el resto de la provincia los agentes realizan inspecciones en el medio natural, con la finalidad de comprobar que los guías de las empresas de turismo activo posean la titulación adecuada para la actividad que se encuentren ejerciendo y desarrollen su trabajo en unas condiciones de seguridad óptimas, cumpliendo con la normativa del Gobierno de Aragón.

Además de en el Parque Natural de la Sierra y Cañones de Guara, los miembros de la Unidad de Policía Adscrita del Gobierno de Aragón llevan a cabo su trabajo en distintos barrancos, vías ferratas y ascensiones a cumbres de todo el Pirineo de la provincia, lugares donde los guías de montaña realizan su trabajo de manera habitual.

Algunos ejemplos de lugares donde los agentes realizan las inspecciones son los barrancos del Vero, Formiga o Peonera en la Sierra de Guara; barrancos pirenaicos como Miraval, Furco y Gloces en la comarca de Sobrarbe; barranco Gorgol en el Valle de Tena; la vía ferrata de Sorrosal en Broto y las ascensiones a las cumbres de Monte Perdido y Aneto.

Además, la Unidad de Policía del Gobierno de Aragón, mediante un convenio de colaboración que se estableció con la Inspección de Trabajo facilita información de estas actividades a la propia Inspección de cara a lograr que la totalidad de los guías y empresas de turismo activo cumplan con la legislación que existe sobre la materia y estén dados de alta durante el tiempo que desarrollan su labor.

Durante los dos meses en que se lleva efectuando este servicio se han inspeccionado a más de un centenar de empresas de turismo activo y los agentes de la UPA han podido constatar sobre el terreno que, de forma mayoritaria, se cumple con las normativas en vigor.

“El hecho de que se cumpla la normativa aporta un plus de seguridad además del hecho de que se considera al territorio aragonés como un referente de cantidad y calidad en cuanto al turismo de aventura se refiere”, indican los miembros de la UPA que llevan a cabo estas funciones.

La labor que vienen desarrollando los agentes de la Unidad de Policía Adscrita del Gobierno de Aragón es continuadora de la que ya realizaron en las estaciones de esquí durante el invierno pasado, también en la línea de comprobar la titulación y cumplimiento de la normativa en el caso de los monitores de esquí y las condiciones de su enseñanza.

No hay comentarios

Deja una respuesta