Satisfacción en el Valle de Benasque por la luz verde a la N-260

0
310
Problemas en la circulación de vehículos pesados en la N-260 (Foto: Servicio especial)

La Mesa de Contratación de la Secretaría de Estado de Infraestructuras, Transportes y Vivienda del Ministerio de Fomento ha hecho oficial la formalización del contrato de las obras de mejora de la N-260 a la empresa Dragados por 35,6 millones de euros. Un contrato que se adjudicó el 11 de julio pero que no se ha podido confirmar definitivamente hasta ahora, una vez cerrados los plazos de posibles recursos.
Ello supone la luz verde definitiva al comienzo de los trabajos en los 12 kilómetros del tramo carretero entre Campo y el Congosto del Ventamillo que, bien entrado el siglo XXI, sigue manteniendo el mismo trazado que cuando se abrió la carretera en los albores del pasado siglo XX. Cabe recordar que Fomento también adjudicó hace unas semanas el contrato para el control y vigilancia de las obras a la empresa Ingeniería de Trazados y Explanaciones por algo más de un millón de euros.
El proyecto de acondicionamiento del citado tramo ribagorzano de la N-260 tiene un plazo de ejecución previsto de 38 meses por lo que las obras en la carretera deberían estar concluidas a finales del año 2022.
Fomento recuerda que «se trata de una carretera de montaña que discurre por un espacio natural de elevado interés ambiental y acusada fragilidad, por lo que el diseño de la actuación presta especial cuidado a las restricciones medioambientales». La solución elegida prevé la ampliación de la plataforma de la vía desde la actual anchura de entre 4,5 y 6 metros a los 8. Se prevé minimizar la ocupación y el impacto en las zonas más conflictivas que discurren junto al río Ésera mediante la construcción de voladizos apoyados y anclados a la roca. También se diseñará y ejecutará un sobreancho en las curvas para facilitar el cruce de dos vehículos pesados o autobuses que ahora es muy difícil, cuando no imposible, en muchos puntos del trazado.
Además, se construirán dos túneles de 265 m y 540 m de longitud. Las obras incluyen la mejora del firme en el congosto del Ventamillo (entre los puntos kilométricos 388 y 391) donde por razones ambientales se conserva el trazado. También se reurbanizará la travesía de Seira.
El alcalde de Benasque, el aragonesista Ignacio Abadías, ha valorado «muy positivamente» esta formalización del contrato y ha urgido a que los trabajos de mejora de la N-260 en el Valle del Ésera se inicien «cuanto antes». «Lo que se tiene que hacer es empezar ya las obras y que no se paren hasta la finalización de la actuación», entiende. No obstante, considera que los responsables de la empresa concesionaria deberían antes mantener una reunión con los alcaldes y representantes económicos de la zona afectada para tratar de planificar los trabajos de manera que generen los menores inconvenientes posibles a los residentes y visitantes de la zona. «En especial, deberíamos poder consensuar de alguna manera el calendario de las obras para que afecten lo menos posible a las temporadas turísticas, que son el motor de desarrollo de este territorio», sostiene.
En similares términos se expresa el presidente de la Asociación Turística Empresarial del Valle de Benasque, José María Ciria, para quien esta noticia «parece dar luz verde definitiva al comienzo de la mejora de una carretera que, por fin, va a permitir tener un acceso digno al valle». Ciria reconoce que existe una «unánime» sensación de contento pero recalca la necesidad de fijar un calendario de obras para trabajar en minimizar su impacto. «Es imprescindible que sepamos por dónde van a empezar los trabajos, cómo y cuándo se van a hacer, si va a haber cortes o no en la carretera y si hay itinerarios alternativos previstos», entiende aún insistiendo en que es «una muy buena noticia» y en que lo más importante de todo «es que se hagan lo antes posible y que en las épocas turísticas no se produzcan cortes en la circulación».

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.