Exitosa celebración de la renovada fiesta de la Matacía y de San Antón en Graus

0
1250
La idea de celebrar conjuntamente la festividad de San Antón, que organiza desde tiempo inmemorial la cofradía del santo, y la novena edición de la Matacía del Cerdo auspiciada por la Asociación de Vecinos del Barrichós ha resultado todo un éxito este sábado en Graus. En una jornada fresca pero agradable en lo climático, el público ha respondido y apoyado con su nutrida presencia el amplio programa de actividades convocado por ambas entidades que contaban también con la colaboración de la Asociación de Fabricantes de la Longaniza de Graus y del ayuntamiento de la localidad.
Era la primera vez que tenía lugar esta celebración conjunta buscando coordinar esfuerzos para potenciar ambas citas y darles un nuevo impulso uniendo sinergias y complementando ofertas festivas. Y, según reconocían los implicados, la experiencia «no ha podido ser más positiva» permitiendo a los asistentes disfrutar durante toda la jornada de una programación repleta de propuestas religiosas, tradicionales, gastronómicas y lúdicas.
El programa respetaba las singularidades de cada una de las festividades y arrancaba con la misa mayor en honor a san Antón y la posterior bendición de animales e inicio de la “llega”, el curioso recorrido por las calles grausinas en el que los cofrades solicitan de los vecinos su apoyo en dinero o especie para el mantenimiento de las actividades de la cofradía. Paralelamente, comenzaron las labores de la matacía tradicional en el entorno de la Placeta de Fantón con tres propuestas distintas: las relacionadas con la preparación del animal previamente sacrificado en un matadero autorizado –el rustido de las cerdas, el lavado con tosca y el despiece de la canal-, el mondongueo con un taller de elaboración de tortetas para niños y una concurrida comida popular a base de magras adobadas, chorizo a la brasa, ajaceite elaborado con patata de Chía y aceite de Secastilla, pan, vino y macedonia de frutas.
Finalizada la comida se iniciaba la subasta de San Antón en los locales del Centro Recreativo Gradense que es uno de los actos más característicos de la celebración de esta festividad que históricamente goza de gran predicamento en la villa ribagorzana. En ella se ofrecen a una concurrencia siempre muy numerosa y animada distintos lotes con los productos ofrecidos por los vecinos que son objeto de intensa puja por los asistentes y suponen una inapreciable fuente de ingresos para la cofradía.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.