Barbastro conmemora el Día Internacional para la Eliminación de la Violencia contra la Mujer

0
286

La ciudad de Barbastro ha conmemorado el Día Internacional para la Eliminación de la Violencia contra la Mujer con el acto central del programa diseñado para esta fecha. A las 11.15 horas, en la Plaza de la Constitución y ante cientos de escolares barbastrenses que venían de desfilar por las calles de la ciudad en una marea negra reivindicando la eliminación de la violencia contra las mujeres, se ha dado lectura a una Declaración consensuada por la Junta de Portavoces del Ayuntamiento que recuerda la memoria de las 52 mujeres asesinadas por parejas o exparejas en lo que va de año y “reafirma” el compromiso del gobierno local con la “erradicación de la violencia de género”. Para lograrlo, y así se explicita en el texto, “Administraciones, Poder Legislativo, Poder Judicial, Fiscalía General del Estado, Fuerzas y Cuerpos de Seguridad, medios de comunicación, entidades y el conjunto de la sociedad” deben trabajar unidos ya que se trata de un “problema de Estado que debe tener una respuesta de Estado”. A continuación, se ha guardado un minuto de silencio.

Campaña vacunación 2 2024

Marea Negra

Este mismo 24 de noviembre, y desde todos los centros de Secundaria de la ciudad, los alumnos han recorrido, desde las 10.30 y de la mano del grupo En Ojos de Mujer, las calles de Barbastro en una Marea Negra que ha finalizado en la Plaza Aragón a las 12.30. Con esta acción se ha recordado a las víctimas de esa lacra que es la violencia contra las mujeres y reivindicado la necesidad de erradicarla. “Con la Marea Negra, que fue iniciativa del Instituto Martínez Vargas, los alumnos de todos los institutos se han reunido en la Plaza de la Diputación y, al pasar por el Puente del Portillo, han recordado a Hassna, la mujer asesinada en Barbastro en 2021, con un clavel blanco y un lazo negro. En la Plaza de la Constitución, hemos leído el Manifiesto y, seguidamente, en un mural, con la frase Queremos que todas las mariposas vuelen alto se han recogido las mariposas que llevaba cada uno de los alumnos de Secundaria que participan en la actividad. Con ello, recordamos a las hermanas Mirabal, tres mujeres dominicanas cuya muerte el 25 de noviembre de 1960 a manos de la dictadura de Rafael Trujillo es la que hace que hoy se conmemore este Día”, explica Silvia Ramírez, concejal de Igualdad.

Cuentos, literatura y teatro

Antes del acto central, en concreto el 22 y el 23 de noviembre, la concejal de Igualdad ha leído en los diferentes centros de Primaria y Secundaria sendos cuentos con los que se ha querido sensibilizar a los escolares de la ciudad en favor de la erradicación de la violencia contra las mujeres. “La literatura siempre es una buena herramienta para ayudar a entender mejor determinadas cuestiones. En los centros de Infantil, se ha leído La casa Sol Musical y en los de Primaria, Las Tres Mariposas, que cuenta la historia de las hermanas Mirabal”, indica la concejal.

El programa se completa con la presentación el sábado 25 de noviembre a las 18.00 en el Museo Diocesano de Amor e Imprevistos, libro de Ludmila Mercerón en el que repasa su peripecia vital, marcada por la discapacidad visual. El programa se completa con la representación el domingo 26 en el Centro de Congresos de Nora, de Rajatabla Danza. El espectáculo está inspirado en Casa de Muñecas, la célebre obra de Henrik Ibsen. La entrada es libre.

Una responsabilidad compartida

La concejal de Igualdad, Silvia Ramírez, y la primera teniente alcalde, Blanca Galindo, agradecen la participación en los actos celebrados hasta la fecha y animan a toda la población a participar en los que quedan: “comprender la violencia de género es muchas veces difícil, pero en Barbastro lleva el nombre de Hassna y no nos tenemos que olvidar de que fue nuestra vecina. Para que eso no vuelva a suceder, debemos trabajar juntos y olvidándonos de ideologías, porque aquí no hay más bandera que la de proteger a las mujeres. A nuestros hijos hay que educarlos en el respeto a la mujer y a nuestras hijas, en la obligación de no soportar según qué y poner siempre límites. Y también hay que animar a las mujeres que no denuncian a que pierdan el miedo; porque luego ciertas cosas pueden ir a mayores”, explica Blanca Galindo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.