La especial vulnerabilidad al COVID-19 de las personas con problemas de adicciones

0
803

La pandemia de COVID-19 está teniendo demoledoras consecuencias económicas, sociales y en la salud de la población, afectando sobre todo a las personas con adicciones “que están teniendo graves problemas para mantener el confinamiento”, asegura el psiquiatra sariñenese Manuel Yzuel, director médico de Proyecto Hombre y miembro de Socidrogalcohol.

Banda ancha diputación abril 2020 lateral
kia septiembre gamaelectrificada noticias

Yzuel explica cómo han aumentado las sobredosis por drogas y el consumo de algunas sustancias como el alcohol, cánnabis y tabaco, posiblemente como resultado de la soledad y el hastío producidos por el largo confinamiento “durante estos meses ha aumentado la conflictividad familiar, así como el incremento de consumo de sustancias legales, como el alcohol, fármacos tranquilizantes, etc.”, manifiesta confirmando que desde Proyecto Hombre y con su Programa ULISES de Mantenimiento con Metadona, se han llevado a cabo acciones de prevención selectiva e indicada  de manera telemática, tanto con pacientes como con sus familias “que ha estado abierto permanentemente y con consulta médica a demanda, sin previo aviso, porque verdaderamente venían muy desesperados y porque lo han pasado muy mal”.

El doctor señala que el impacto más claro de la pandemia ha sido el rápido desarrollo e implementación de métodos virtuales “para el diagnóstico y tratamiento de los pacientes con Trastornos por Uso de Sustancias y la pronta adaptación de tratamientos para permitir la dosificación de medicamentos desde la casa y el manejo psicosocial por teléfono o en línea”, así como, en la actualidad tienen los centros ambulatorios abiertos “con consultas programadas y con todas las normas de seguridad”.

En referencia a las personas con adiciones en Los Monegros, Yzuel afirma que “el índice es parecido en todas las comarcas aragonesas”, subrayando la necesidad de detectar y abordar las situaciones de abuso de sustancias -especialmente alcohol (compras por encima de un 70%), ansiolíticos y antidepresivos-, generadas durante el período de confinamiento además de trabajar en cómo se ha normalizado el uso de las nuevas tecnologías, que en estos meses se ha elevado exponencialmente.

Por último, Yzuel recomienda que si se advierte algún familiar con adicción se le puede alentar a comenzar el procedimiento de desintoxicación, consultando al médico de cabecera, quien remitirá a la unidad correspondiente para analizar las opciones del tratamiento.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.