Crean el Proyecto Nabata 360, una exposición experiencial itinerante de difusión de la cultura del transporte fluvial de la madera

0
345
La Comarca de Sobrarbe, la Asociación de Nabateros de Sobrarbe y Luis Román impulsan este proyecto de difusión de la cultura del transporte fluvial de la madera.
El público podrá disfrutar de una bellísima exposición de fotografías en gran formato y de una experiencia de realidad virtual inmersiva. Gracias a la utilización de unas gafas de realidad virtual, podrán vivir en primera persona la experiencia envolvente del proyecto audiovisual de 360 grados creado por el realizador Luis Román, que recoge un tramo del descenso del Río Cinca entre Laspuña y Aínsa.
Impuestos Gobierno
Este proyecto será presentado al público el viernes 12 de marzo de 2021 en el XVIII Festival Internacional de Documental Etnográfico Espiello, pero posteriormente itinerará por diferentes puntos de la geografía regional, nacional e internacional. Igualmente, formará parte del programa anual de difusión del patrimonio en el ámbito escolar de la Comarca de Sobrarbe, y será utilizado como un recurso de primer orden en la promoción del territorio.
La cultura de la madera y su transporte fluvial. Mucho más que un oficio
Durante siglos el ser humano ha necesitado grandes cantidades de madera para construir edificios, muebles, utensilios, así como para la construcción de las flotas reales en los astilleros. Por ello, en un tiempo en el que las comunicaciones por carretera o por ferrocarril no eran lo que son hoy en día, se hizo necesario el desarrollo de un sistema de transporte desde los lugares de obtención hasta los centros comerciales y de producción.
Nuestros ingeniosos antepasados crearon entonces un sistema que se fue perfeccionando con el paso del tiempo, que consistía en «tirar» a los ríos los troncos cortados en la montaña, hasta que fueran a desembocar en un río principal. Allí, los ataban y formaban lo que en Aragón conocemos como «nabata», en Cataluña como «rais» y en Castilla y Navarra como «almadía». Subidos sobre ellas, descendían hasta los grandes centros comerciales para su venta.
El saber y los valores asociados a la cultura de la madera se fueron trasmitiendo de generación en generación: no sólo el oficio de nabatero sino todo su universo material e inmaterial, en definitiva, una manera de vivir y una cosmovisión que era participada por las comunidades dedicadas a la explotación, transporte y manufactura de la madera.
Impuestos Gobierno
Festival Castillo de Aínsa 2024 700×200
La recuperación de nuestro patrimonio inmaterial.
En Aragón, en la década de 1920, la mayor parte de los valles pirenaicos estrenaron carreteras que permitían la circulación de camiones. El transporte fluvial de la madera desapareció en casi todos los ríos salvo en el Cinca, aunque tambió vio reducida su actividad. Sin embargo, tras la guerra civil, la escasez de combustible y de vehículos dio un nuevo y último impulso a la actividad navatera, que hasta mediados del siglo XX estuvo vigente en Sobrarbe. Las últimas nabatas llegaron a Tortosa en 1949.
En 1983 la Asociación de Nabateros de Sobrarbe tomó la iniciativa de recuperar la actividad y organizo una celebración donde se construyó una nabata que descendió entre las localidades de Laspuña y Aínsa. Pronto se unieron más iniciativas en La Val d´Echo y la Galliguera.
Desde entonces se han seguido celebrando anualmente estos descensos iniciando una tradición de gran aceptación popular. En Sobrarbe, cada penúltimo domingo de mayo, las nabatas vuelven a recorrer el tramo comprendido entre Escalona-Laspuña y Aínsa. Miles de personas se acercan hasta las riberas y los puentes del Cinca para disfrutar de esta celebración que nos habla de nuestros orígenes, de una forma diferente de relacionarse con el medio, de la cultura de unos hombres y mujeres que crearon un universo de representaciones, léxico, técnicas, rituales y relaciones entorno a la explotación forestal y el transporte de la madera.
La actividad tradicional se convierte en fiesta, en agente cohesionador de la sociedad, en un momento de celebración, alegría y exaltación de lo colectivo, regenerador e ilusionante.
Con este impulso, diferentes asociaciones locales, regionales, nacionales e internacionales aunaron esfuerzos para asegurar la salvaguarda de este patrimonio cultural inmaterial.
De este modo, en 2013, la cultura del transporte fluvial de la madera en Aragón fue declarada Bien de Interés Cultural Inmaterial según el Decreto 21/2013, de 19 de febrero,
del Gobierno de Aragón.
Y ahora, con el apoyo de las administraciones públicas, han conseguido que la cultura del transporte fluvial de la madera, se encuentre a un paso de ser incluida en la Lista Representativa del Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad, por la UNESCO.
El papel de la administración, acompañando a la sociedad civil
La cultura del transporte fluvial de la madera es un patrimonio inmaterial que pertenece a las comunidades locales que lo han generado y que han sabido conservarlo y transmitirlo generación tras generación. Desde la década de los años 1980, existe una potente acción de la sociedad civil, liderada por las diferentes asociaciones locales (y posteriormente regionales, nacionales e internacionales) que trabajan por el reconocimiento y protección de este patrimonio inmaterial.
En este proceso, las administraciones públicas (a nivel local, provincial, autonómico y nacional) han realizado un acompañamiento con acciones de asesoramiento técnico y respaldo institucional, pero el protagonismo lo ha ostentado siempre la sociedad civil.
El proyecto «Nabata 360» es una muestra más de esa colaboración. Tiene como finalidad el fortalecimiento de nuestro patrimonio como motor de desarrollo cultural, social y económico, el afianzamiento de la identidad colectiva a través de la revalorización de los recursos endógenos y la cohesión de la comunidad local: sin duda, líneas estratégicas imprescindibles para garantizar la supervivencia del medio rural.
Conchi Benítez Tellaetxe
Planificación estratégica y dirección de proyectos: Patrimonio Mundial. Geoparque Mundial UNESCO.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.