El Plan Pirineos en materia turística recibe un impulso con convenios para financiar inversiones por valor de más de 57 millones de euros

0
611

El Consejo de Gobierno ha dado luz verde hoy a proyectos fundamentales turísticos incluidos en el Plan Pirineos y que van a suponer inversiones por valor de más de más de 57 millones de euros, financiados con los Planes de Sostenibilidad Turística en Destino y con fondos propios del Gobierno de Aragón. Si a estos planes se añaden el proyecto de la carretera de Montanuy (18 millones), el plan turístico de Sobrarbe (2,5 millones) y el tobogán de Panticosa (6,5 millones) el impacto global inicial del Plan Pirineos asciende a 84,6 millones de euros.

De este modo, se aprueban hoy sendas adendas para dotar de más financiación a los proyectos de la telecabina entre Benasque y Cerler y de la unión de estaciones entre Astún y Candanchú, que cuentan con un presupuesto global de 19,1 y 22 millones de euros, respectivamente.

En lo que se refiere al primer proyecto, se ha aprobado la adenda del convenio con el Ayuntamiento de Benasque, de modo que esta institución recibirá 16.170.875 euros, incorporando 6 millones de euros extra de la reasignación de fondos de la carretera de Montanuy. Además, para poder ejecutar el proyecto se aprueba una concesión directa al consistorio de casi un millón de euros con fondos propios del Gobierno de Aragón. Asimismo, el Gobierno de Aragón aportará otros 2 millones de euros de fondos propios para la construcción de un muro pantalla, tal y como ha reclamado la Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE). El plazo de ejecución es del 50% a final de 2024 y del 100% a 31 de marzo del 2026.

La telecabina de Benasque, incluida en los Planes de Sostenibilidad Turística en Destino del 2021, ha podido salir adelante gracias a las negociaciones con el Ministerio de Industria, Comercio y Turismo para poder redistribuir los fondos correspondientes al Ayuntamiento de Montanuy, ante la imposibilidad de poder ejecutar la carretera tanto por los plazos establecidos como por la falta de financiación.

Esta instalación podría estar en servicio para la próxima temporada 2025-2026 y tendrá un rendimiento aproximado de hasta 2.400 personas por hora en ambos sentidos, permitiendo reducir el tráfico por carretera y desestacionalizar el turismo en la zona, uno de los objetivos del Plan Pirineos.

En cuanto a la unión de estaciones entre Astún y Candanchú, el Consejo de Gobierno ha aprobado una adenda al convenio ya firmado con la mancomunidad, por el cual el Alto Valle del Aragón percibe 10.050.625 euros, incorporando los 2 millones de euros extra de la reasignación de Montanuy. No obstante, la cuantía global de este proyecto asciende a 22 millones de euros, de modo que la cifra anterior será suplementada con 3 millones de la Diputación Provincia de Huesca y 9 millones de euros más de fondos propios del Gobierno de Aragón. Su plazo de ejecución es igual al de Benasque: 50% a final de 2024 y 100% a 31 de marzo del 2026.

Turismo de Aragón ha adjudicado ya el servicio de redacción del Proyecto de Interés General de la unión de estaciones de Astún y Candanchú a la empresaa Idom Consulting, Engineering, Architecture, S.A.U. por un importe de adjudicación de 178.690 euros, IVA no incluido. La previsión es que el contrato se inicie el 1 de abril y concluya a finales de julio de 2024. Una vez entregada la documentación, se iniciará la tramitación para la aprobación del Proyecto de Interés General de Aragón.

Este telecabina arranca de un punto situado a unos 200 metros de las bases de Candanchú y llega hasta la estación intermedia de Pastores, ya en el dominio de Astún, desde donde se puede seguir a la Raca. La capacidad prevista para la conexión es de 2.400 personas por hora.

Cuatro convenios

El Consejo de Gobierno ha aprobado también la celebración de otros cuatro convenios con otras tantas administraciones locales con proyectos integrados en el Plan Pirineos y que obtuvieron financiación gracias a la reasignación de los fondos destinados inicialmente a la unión de estaciones por Canal Roya. Todos ellos tienen un plazo de ejecución del 30% a final de 2024 y del 100% a 31 de marzo del 2026.

Se trata del Ayuntamiento de Sallent de Gállego, que recibirá 5,3 millones de euros para un proyecto que incluye la construcción de un parquin disuasorio en Formigal, una nueva zona de estacionamiento en Sallent, la peatonalización de la plaza Valle de Tena o el acondicionamiento del mirador de San Mamés para personas con problemas de movilidad.

La comarca de la Ribargoza recibirá por su parte 4,1 millones de euros para un plan en el que destacan la implementación de herramientas de control de flujos en los espacios naturales, las experiencias de realidad aumentada, la adecuación de rutas no motorizadas o la implantación de los programas Ribagorza Abierta por vacaciones y Ribargoza slowdriving.

El Ayuntamiento de Panticosa tendrá 3 millones de euros para la construcción de un campo de golf, la rehabilitación y puesta en funcionamiento de la escuela para uso turístico, la puesta en marcha de apartamentos de alquiler para trabajadores y jóvenes en la residencia o la adecuación del uso cultural y turístico de la Iglesia, entre otros.

Asimismo, la Mancomunidad Valle del Aragón percibirá 4 millones de euros para un plan con actuaciones en varios municipios. Por ejemplo, la construcción de una pasarela mirador en la cima de la Raca, la creación del Oroel Park, el acondicionamiento de un circuito de BTT en el Valle de Aisa o la creación del dominio Collarada.

Otros proyectos

El Ejecutivo autonómico sigue avanzando además en otros proyectos fundamentales del Plan Pirineos. De este modo, el Ayuntamiento de Panticosa dispone ya de los 4 millones de euros de subvención directa para iniciar la construcción del tobogán de montaña de Panticosa, el primer proyecto singular que va a acometer el Gobierno de Aragón con fondos propios. Los siguientes tres años se determinarán otros tres proyectos, uno por comarca.

Para completar la financiación de este proyecto, que incluirá iluminación y calefacción para poder ser usado en invierno, y está estimada en 6,5 millones de euros, se firmará próximamente un convenio con este mismo ayuntamiento por el que el Gobierno de Aragón aportará alrededor de millones de euros adicionales y el Ayuntamiento de Panticosa, 500.000 euros.

También se integra en el Plan Pirineos el proyecto de la Comarca de Sobrarbe, iniciativa escogida en los planes de sostenibilidad turística de 2023 y aprobados en el pasado Consejo de Gobierno y dotado con 2,3 millones de euros, así como una partida suplementaria de 250.000 euros para esta misma comarca para la redacción de un Plan de la Bicicleta.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.