Presentado en Graus el XXI Concurso Condau de Ribagorza de rellatos curtos y poemas en baixo-Ribagorzano

0
261

Dos días después de la celebración del Día Internacional de la Lengua Materna, el Espacio Pirineos grausuino acogía este martes la presentación de una nueva edición -y ya son veintiuna- del concurso de literatura en aragonés ribagorzano Condau de Ribagorza, organizado mancomunadamente de forma cíclica e itinerante al alimón por los ayuntamientos de Estadilla, Fonz y Graus, que en esta ocasión vuelve a la villa ribagorzana tras dos años complicados por culpa de la pandemia y que dispone de una dotación de 900 euros en premios para el mejor relato-dotado con 600 euros- y poemario -300-.

Los concejales de Cultura de los tres consistorios, el grausino Julián del Castillo, la foncense María Clusa y el estadillano Jordi Cañavete, han estado acompañados por la técnico municipal del ayuntamiento anfitrión Elena Nogarol en esta presentación de un certamen plenamente consolidado, al que han concurrido en ediciones previas más de 200 textos en esta lengua vernácula aragonesa y que espera recuperar este año la normalidad y la presencialidad de los ganadores en la ceremonia acreditativa perdidas los dos anteriores debido al coronavirus.

Con la convocatoria de la nueva edición del certamen se abría también este martes el plazo de presentación de los originales a concurso que deberán tener una extensión no inferior a tres hojas A4 ni superior a cinco –con letra Arial 11 puntos- en la categoría de relatos y no inferior a cuarenta versos y superior a doscientos en los poemarios. La temática del concurso es libre, así como la métrica de los poemas, admitiéndose un máximo de dos trabajos por autor que deberán ser presentados antes del 1 de abril. El ayuntamiento grausino, anfitrión este año, dará a conocer el fallo del jurado en una fecha todavía por concretar pero que estará en el entorno del 23 de abril. Se espera entonces que las condiciones sanitarias permitan organizar una velada literaria en la que hacer entrega física de su galardón acreditativo a los respectivos ganadores y aprovechar también para ofrecer un reconocimiento público a quienes vieron su trabajo reconocido las dos convocatorias de 2020 y 2021.

Como señalaban los organizadores, el concurso busca la visualización y potenciación del idioma bajo ribagorzano común en los tres municipios convocantes y en otros varios que se ubican en la actualidad por La Litera, el Somontano, el Cinca Medio y la propia Ribagorza. Por eso, para María Clusa y sus compañeros, el certamen tiene «una gran importancia» como factor de cohesión y de relación de las gentes de un amplio territorio que trasciende los límites comarcales. La concejal foncense apuntaba que su convocatoria «es un perfecto ejemplo de matrimonio conjunto de veintiún años en torno a la lengua» y hacía referencia a su vitalidad, con numerosas iniciativas para su conocimiento y utilización habitual en los centros escolares y distintos proyectos públicos y privados que se han puesto en marcha en los últimos años.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.