Albert Vila ofrece un excelente concierto en el arranque del Festival de Jazz de San Sebastián en Castejón de Sos

0
1190

 

Sostiene el impenitente aficionado Amador Ocón –alma mater del ciclo castejoneense- que cuando el reputado guitarrista Albert Vila subió la noche del pasado sábado al escenario (templo antes de la antigua iglesia) en la abarrotada sala acondicionada para la programación del 9º Festival de Jazz de San Sebastián (patrón de la localidad en Castejón de Sos), el olor a jabalí guisado  hacía de incienso embriagador en los dispuestos sentidos del espectador ante la llamada cautivadora del “profeta” Vila.

«Es difícil que en la improvisación misma que vive el músico de jazz el tiempo discurra despacio, mientras que los imprevistos y los desórdenes de última hora hacen que en un segundo mínimo de tiempo, las piezas encajen perfectamente ya en la escena», explica Amador sobre sus vivencias del concierto estrella de la noche en que arrancaba este festival que llenará de sones jazzísticos todos los fines de semana de este mes de enero. Entiende el aficionado que eso no es magia sino un trabajo desmesurado detrás «que en el caso de Vila se nota en las nítidas y complejas composiciones del artista, impecables en su exposición apoyado por magníficos músicos como Javi Callén al contrabajo (soberbio el chico de Monzón), Fran Gazol a la batería ( un maestro en nuestras tierras) y Xavi Torres recién llegado de Holanda(sustituto por enfermedad de Albert Bover) exquisito al piano».

Sostiene Amador que se trata de un plantel irreemplazable sumido en un preciso y cultivado “discurso”, y en el que solo se echó en falta algún viejo tema conocido por el que poder soltar las piernas y la mente después de un concierto en el que Albert descubrió temas de su último disco junto a otros ya conocidos como “Gym Jam”( ganó el primer premio de composición en la “Manhattan School of Music “de Nueva York en el año 2005), o el delicadísimo tema dedicado a Gabriel García Márquez en sus “Cien años de soledad”

«Al final el público salió en procesión bendiciendo a los intérpretes y alabando su creativa música», comenta el aficionado castejonense sobre esta primera noche del Festival que se inició con la música de un grupo de alumnos y ex alumnos de los combos de jazz de la Escuela de Música de la Bal y tuvo como colofón hasta la madrugada una emocionante “jam”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.