La situación del parque de bomberos de Graus motiva la convocatoria de un pleno extraordinario

0
74

El ayuntamiento de Graus ha convocado un pleno extraordinario este próximo miércoles para debatir la situación en que ha quedado el parque de bomberos de la capital de Ribagorza tras la reestructuración del servicio el pasado 1 de enero con la reforma del Servicio de Prevención, Extinción de Incendios y Salvamento, SPEIS, del Alto Aragón que ha puesto en marcha la Diputación Provincial.
Esta convocatoria obedece a la demanda realizada por el grupo popular del consistorio cuyos integrantes han constatado que, desde entonces, el personal que lo atendía y el material que guardaba se han trasladado al Parque de Benabarre que se ha potenciado en el diseño de la nueva estructura de servicio provincial «a costa de la fagotización del grausino por una política de hechos consumados que no ha merecido una mínima explicación pública ni a los ciudadanos ni a sus representantes políticos».
En la solicitud de la convocatoria del pleno extraordinario, el portavoz de la formación conservadora, José Antonio Lagüens, recuerda que ya se sospechaba «y se temía» que el parque grausino iba a ser laminado en la reestructuración del SPEIS, «prueba de ello las diversas iniciativas llevadas a cabo en la Comarca de Ribagorza y fundamentalmente en el Ayuntamiento de Graus, todas ellas aprobadas por unanimidad para intentar evitarlo» pero se muestra sorprendido de que la Diputación de Huesca haya decidido, «sin previo aviso» al ayuntamiento de Graus, cerrar y dejar inoperativo el Parque de Bomberos de la localidad.
Para Lagüens hay dos circunstancias que en este proceso de desmantelamiento del Parque llaman poderosamente la atención; el hecho de que se haya tomado la decisión de cerrar unas instalación es que concentraban más del sesenta por ciento de los avisos por emergencias de esta naturaleza en la zona «alejando así la prestación del servicio a la mayoría de las personas que lo puedan necesitar» y la forma en que se ha llevado a cabo esa decisión, sin advertirlo ni a los ciudadanos ni a sus representantes. Así mismo, recuerda que la actual reestructuración redunda en que, en algunos casos, los tiempos de reacción ante una emergencia se están duplicando «demorando la asistencia de tal forma que en determinadas zonas podría superar la hora, incumpliendo de forma flagrante los 35 minutos de tiempo de reacción que establece actualmente la legislación aplicable, pero, sobre todo, acentuando y agravando el riesgo para la vida de las personas».
Por ello, en la moción que se va a debatir en el pleno extraordinario, los populares exigen que el pleno del ayuntamiento manifieste su «enérgico» rechazo al cierre del Parque de Bomberos de Graus, declarándolo, «una vez más», como un servicio esencial e irrenunciable para el municipio y su ámbito territorial de influencia y actuación. También demandan que el consistorio reclame a la Diputación Provincial de Huesca que «a la mayor brevedad posible y dada la urgencia» proceda a la reapertura de este Parque «en las condiciones operativas que estipula la normativa vigente, acorde con la naturaleza, trayectoria y relevancia de este Parque de Bomberos, así como a mantener puntualmente informada a esta Corporación sobre el cómo, el cuándo y con qué recursos se realizará dicha reapertura».

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.